Tomar el sol de forma saludable

Viajes, excursiones, escapadas, relax… El verano es una época maravillosa en la que estamos más en contacto con la naturaleza, los amigos y la familia, pero también más expuestos al sol, tan necesario para la salud de nuestro sistema inmunológico y la síntesis de vitamina D, pero que tomado en exceso o sin la protección adecuada puede tener graves consecuencias.

Cascada en Beceite

Protegernos del sol

 
Cada vez somos más conscientes de la importancia de tomar el sol con precaución, pero para protegernos deberíamos elegir opciones más saludables y seguras, libres de productos químicos potencialmente perjudiciales, que forman parte de la inmensa mayoría de las fórmulas de protección solar comerciales:

Parabenos
Fragancias artificiales
Metales pesados
Derivados del petróleo
Ftalatos
Methyl-benzylidene camphor (4-MBC)
Octyldimethyl-PABA (OD-PABA)
Benzophenone-3 (Bp-3)
Diethyl phthalate homosalate (HMS)
Octyl-methoxycinnamate (OMC)
Cremas en forma de polvo o aerosol, que contienen nanopartículas

¿Cómo tomar el sol y protegernos contra las quemaduras solares y el cáncer de piel?

 
El sol es indispensable para la vida y para mantener unos niveles adecuados de vitamina D en nuestro organismo, cuya deficiencia es muy común en los países desarrollados, por nuestros hábitos de vida y por el miedo al cáncer de piel. Sin embargo, para tomar el sol saludablemente, deberíamos tener en cuenta algunos pequeños consejos:

  1. Evitaremos cremas en forma de polvo o aerosol, por contener nanopartículas, así como las cabinas y lámparas solares.
  2. Si pasamos mucho tiempo expuestos al sol, deberíamos protegernos utilizando filtros físicos: camiseta, pantalones ligeros y un sombrero.
  3. Las prendas de algodón proporcionan un factor de protección solar de alrededor 15SPF.
  4. Evitaremos la exposición al sol entre las 12 h y las 16 h.
  5. Utilizaremos protectores solares libres de los productos químicos anteriormente mencionados, con filtros de protección solar natural mineral y que sean orgánicos certificados, idealmente en forma de crema o loción.
  6. Después de un día de playa o montaña hidrataremos nuestra piel con manteca de karité, gel de aloe vera…
  7. Una dieta saludable y rica en antioxidantes en esencial en épocas de calor: Agua, infusiones, zumos verdes y batidos naturales en cantidad suficiente para hidratar nuestra piel, así como ensaladas y fruta fresca, germinados o verduras fermentadas como el chucurut, sin olvidar el consumo equilibrado de ácidos grasos omega-3 y omega-6.

¡Qué tengáis un feliz verano!

Artículos relacionados:
La luz del sol: un remedio natural
Usa protector solar

Encontrarás más artículos de Josefina en su archivo de autor

Escrito por Josefina Llargués, una entusiasta defensora de los hábitos saludables
http://josefina-llargues-terapies-naturals.cat
https://www.facebook.com/josefinallargues
https://www.facebook.com/pages/La-Filomena/103687386384808
http://www.youtube.com/user/josefinallargues

No comments

Trackbacks/Pingbacks

  1. Bitacoras.com - Información Bitacoras.com Valora en Bitacoras.com: Viajes, excursiones, escapadas, relax… El verano es una época maravillosa en la que estamos…

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *