Curso de 2 dias “LOS CUENTOS Y MINDFULNESS” para educadores, Bilbao, Valencia, Barcelona, Granada y próximamente ONLINE, con acceso desde cualquier pais

El incienso (Boswellia carterii, Olibanum) es un hermoso arbusto de África Oriental, Arabia e India. Nos regala una resina olorosa obtenida por incisión en la corteza, que se destila al vapor para conseguir el aceite esencial de incienso.

Arbusto incienso

Incienso: su uso desde la antiguedad

Antiguamente considerado tan valioso como el oro, el incienso ha sido reverenciado durante milenios. Numerosas culturas lo han empleado para curar un sinfín de dolencias, librar a los enfermos de los malos espíritus o purificar el cuerpo y el alma.

En el antiguo Egipto se utilizaba en mascarillas faciales rejuvenecedoras, cosméticos, perfumes y técnicas de embalsamamiento. En celebraciones católicas se ha quemado tradicionalmente como ofrenda y fue uno de los tres presentes con los que, según la Biblia, los Reyes Magos obsequiaron al Niño Jesús, tras su nacimiento.

Cosmético

A nivel cosmético, resulta eficaz en pieles cansadas, desvitalizadas y maduras. Para utilizarlo, basta con añadir 1 gota a la dosis de crema hidratante habitual, procurando siempre que la crema sea lo más natural posible o simplemente mezclarlo, en la misma proporción, con un aceite vegetal virgen (rosa mosqueta, oliva, aguacate, argán…) o manteca de Karité, obteniendo de este modo un cosmético 100% natural, libre de sustancias químicas.

Reequilibrador del sistema nervioso

A nivel psicológico y emocional, el aceite esencial de incienso tiene un efecto reequilibrador sobre el sistema nervioso, resultando muy interesante en situaciones de angustia, depresión o nerviosismo. En este caso, podemos añadir 1 ó 2 gotas a nuestra crema hidratante corporal para masajear nuestra piel después de la ducha. De este modo, además de regenerar nuestra piel, relajaremos también nuestra mente.

Así mismo, debido a su efecto calmante, es útil inhalarlo en situaciones estresantes, directamente del frasco o bien poniendo una gota en un pañuelo.

Meditación

Utilizado en un quemador de esencias, el aceite esencial de incienso es fabuloso para la meditación, la reflexión e interiorización, estimulando el crecimiento personal y espiritual.

Artículos relacionados:
Aromaterapia, esencia de mandarina
El lenguaje de las flores, flores de Bach
Menta, ¡qué rico olor y sabor!

Encontrarás más artículos de Josefina en su archivo de autor

Escrito por Josefina Llargués, una entusiasta defensora de los hábitos saludables
http://josefina-llargues-terapies-naturals.cat
https://www.facebook.com/josefinallargues
https://www.facebook.com/pages/La-Filomena/103687386384808
http://www.youtube.com/user/josefinallargues